Buscar



La opción…

Miguel Vieytez

Vino el Arq Pum de la Intendencia de Maldonado y dijo: La opción es entre el salame del Arq. Vignoly o la demolición. Y jodete.

El salamín fue la ocurrencia de Wilson para definir el proyecto de la torre del Victoria Plaza.

Esta torre es un salame también pero de ninguna victoria. Vignoly, que erigió horizontalidad en el aeropuerto de Carrasco y en el augusto edificio Acqua, se juega ahora al vertical adefesio; cual saeta envenenada de modernidad a clavarse en el cuore del antiguo y elegante barrio jardín de Punta del Este. El dilema entre horizontal y vertical, entre antiguo o moderno, es un sofisma tramposo. Tanto como la amenaza municipal de “sale proyecto o se demuele el gran emblema de Punta del Este”.

No es armónico ni lindo el proyecto Vignoly. Así lo haga el empresario Cipriani o Lázaro Baez el edificio parece una pajarera.

No es serio que se hable de la importante inversión de USD 400 millones pues Sendic ya lleva invertidos más de 800.

No es serio que haya un puente a la playa Brava como si tal cosa. No es serio ese alto estridente. No va con el Uruguay natural ni Punta del Este, que no presume de Miami. Así lo haga Calatrava.

Menos serio es que le trasladen a la gente la amenaza de demolición del viejo hotel como un duelo entre Rafael y San Rafael.

Además de todo, no es necesario.

Limitar la contaminación, el tráfico, la polución visual y sonora, evitar la invasión de los espacios y pelear por mantener el verde y lo libre, si es necesario.

Deja un comentario